Netsaj - Variedad y libertad

Cuando tu Sefirá más dominante es Netsaj, tu necesidad más básica es la de sentir libertad, esto te llevará a buscar siempre variedad, diversidad.

Empezaremos entendiendo las consecuencias negativas que puede tener esta necesidad cuando no la usamos correctamente, pero ¡no te desanimes! Pues más abajo tendrás también las respuestas de como usarla para sacar lo mejor de ti.

Cuando esta necesidad no esta rectificada y nos domina las consecuencias más frecuentes son:

  • La falta de constancia y compromiso.
  • Te expones a riesgos innecesarios.
  • Te cuesta aceptar sobre ti autoridades, sistemas o personas que te limitan.
  • No te concentras en lo que haces por estar pensando en lo próximo que vas a hacer.
  • Te cuesta alcanzar tus metas a largo plazo.
  • No sueles tener rutinas y hábitos fijos.
  • Tu inestabilidad causa que la gente no confíe en ti.
  • Por causa de estar buscando diversidad en tu mundo exterior, puedes estar olvidando tu mundo interior.
  • Puedes ser demasiado impulsivo.
  • Puedes tener una vista superficial de las cosas y no fijarte en los detalles.

Netsaj se puede traducir como «Por siempre», pues representa nuestro movimiento continuo. Por eso tu peor enemigo puede ser la superficialidad la cual te causa ir de una cosa a otra sin tener la disposicion ni la paciencia de parar y meditar en los detalles.

También puede traducirse como «victoria», pues es un movimiento fuerte y conquistador hacia el exterior. Esta es lo que causa que puedas estar buscando tu felicidad en experiencias esporádicas que despierten en ti sentimientos extremos, o en el estar haciendo muchas cosas a la vez.

Al estar midiéndote a ti mismo por tus logros, puede causar que experimentar fracasos te quiten la autoestima y empieces a enemistarte contigo mismo.

No fijarte en los detalles y buscar siempre algo nuevo que alcanzar, también puede causar que te estés perdiendo cosas maravillosas que ya tienes y no valoras. Quizás puede ser tu relación con tu pareja o con tus hijos, o simplemente grandes tesoros que albergas dentro de tí y no salen a la luz porque no te has parado a meditar en ellos. Esto suele llevar a un desgaste emocional y un vacío interior.

«Cuanto más hago mejor», «La rutina me agobia», «La tranquilidad es aburrida»… Pueden ser creencias ocultas en tu subconciente que te estén llevando a lugares que no deseas.

Cuando esta necesidad está rectificada y la usamos para nuestro crecimiento, las consecuencias son:

  • Tienes una energía inacabable para seguir siempre adelante.
  • No puedes limitarte, siempre buscas más.
  • Eres divertido, sueles ser «el alma de la fiesta».
  • Siempre tienes nuevas ideas y horizontes.
  • Eres una persona flexible y te adaptas a los cambios.
  • No temes ponerte grandes metas y afrontar grandes retos.
  • Te gusta la diversidad y puedes llevarte bien con diferentes tipos de personas.
  • Puedes ser pionero y líder.
  • No te dejas dominar por el miedo y el temor.
  • Eres una persona optimista.
  • Has experimentado mucho, esto te abre la oportunidad de comprender las experiencias de los demás y a la vez esto te lleva a caerles bien.
  • Atraes bendición económica a tu vida.

Tus mejores amigos en este proceso de crecimiento personal deben ser: La meditación, la gratitud y la disciplina.

Cuando hablamos de meditación nos referimos a que tengas tiempos de atención plena en lo que ocurre dentro de tí, aprendas a mirar hacia adentro. Con esto equilibrarás tu tendencia de «ir hacia afuera» y podrás tomar todas tus energías que te ayudan a ser un vencedor en tu entorno, para vencer también en tu crecimiento personal.

Una gran herramienta para hacer esto son las preguntas. Acostúmbrate a preguntarte regularmente las siguientes preguntas (Inspiradas en el libro «Despertando al gigante que llevas dentro de Tony Robbins):

  • ¿Qué me hace sentirme feliz ahora?
  • ¿De qué me siento orgulloso en mi vida?
  • ¿De qué me siento agradecido?
  • ¿A quién amo?
  • ¿Quién me ama?
  • ¿Qué he aprendido que me fascina?

¡Póntelas como alarma para que no te olvides preguntártelas a menudo!

Al estarte midiendo muchas veces por tus logros, y como dijimos en ocasiones no fijarte en los detalles, puedes conseguir grandes cambios a través de la gratitud. En tu caso no hace falta que des gracias por muchas cosas, sino que tomes algo simple y cotidiano y le busques todas las bendiciones. De la misma manera haz con las cosas que hay en ti, toma por ejemplo tu simpatía y fíjate cuantas cosas puede darte, y agradece por ellas. Al siguiente día, toma tu pasión, y agradece por todo lo bueno que te da. Haz un diario de gratitud!

Tu no eres un «Hacedor Humano» sino un «Ser Humano». Me refiero a que no debes valorarte por lo mucho que haces sino por lo mucho que eres. Y el Ser no tiene que ver con lo que ocurre ahí fuera sino con lo que ocurre en tu interior.

No temas en equilibrarte, un poco de disciplina te ayudará. Esto te puede convertir en una persona constante de verdad. Hay gente que piensan que son constantes pero en realidad son monótonas, tu puedes siempre ir a más pero lo principal es que siempre termines lo que haces.

¿Todavía no has hecho el test para descubrir qué Sefirot condicionan tu vida? Hazlo aquí:

REUNIÓN INFORMATIVA

INSCRIPCIÓN

SEMINARIO ONLINE 04 DE JUNIO

REUNIÓN INFORMATIVA

REUNIÓN INFORMATIVA